Tras lluvias auspiciosas, Delgado descartó cambio en calidad del agua y enfatizó en la obra del río San José

0
370

El secretario de Presidencia remarcó tras una reunión de ministerios encabezada por Luis Lacalle Pou: “No se va a modificar la calidad del agua en las condiciones actuales”. “No se va a modificar la calidad del agua en las condiciones actuales”, aseguró ayer el secretario de Presidencia, Álvaro Delgado, tras un encuentro interministerial en el que se realizó una evaluación del suministro y la calidad del agua en medio de la crisis hídrica y para hacer una puesta a punto de la obra en el río San José.

El panorama que manifestó Delgado distó de la perspectiva que se manejaba hasta el comienzo de esta semana. El País informó el martes que, salvo que ocurriera una lluvia considerable, la estimación que manejaba el gobierno es que quedaba entre una semana y 10 días de agua bebible. El jerarca dijo que las lluvias del martes “contribuyeron” a un panorama más auspicioso, aunque aclaró que no suspende las obras de trasvase del río San José. El Instituto Uruguayo de Meteorología (Inumet) informó que las lluvias implicaron un acumulado de 16,9 milímetros (mm) en la cuenca del Santa Lucía; y unos 13 mm en la represa de Paso Severino y próximo a la planta de Aguas Corrientes, respectivamente. Para graficar el impacto, las lluvias del martes representaron más que todo el acumulado de junio, de acuerdo al último informe de Inumet. El mes pasado, Paso Severino alcanzó 9,2 mm y el Santa Lucía próximo a Aguas Corrientes llegó a 16,7 mm. Fuentes presentes en la reunión de coordinación de ayer, encabezada por el presidente Luis Lacalle Pou, indicaron que se presentaron cifras sobre estas lluvias. Participaron los ministerios de Ambiente, Salud Pública, Desarrollo Social, Economía, Relaciones Exteriores, Defensa, y representantes de OSE, la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP) y el Sistema Nacional de Emergencias (Sinae), dijo Delgado.

En la reunión, Ambiente mostró un mapa de las precipitaciones, que fueron catalogadas de “positivas”. Ante un escenario en que se preveía hasta 10 días de agua bebible, el ministro Robert Bouvier encomendó a la Dirección Nacional de Aguas (Dinagua) trabajar “intensamente” para contar con una foto propia de la cuenca del Santa Lucía, indicaron los informantes. Las mediciones de Ambiente que llevó ayer a la reunión -diferentes a las que desarrolla OSE- marcaron que las lluvias del martes sumaron aproximadamente 1.800.000 metros cúbicos (m3) más en la cuenca del Santa Lucía, según supo El País. Si con las reservas hasta el lunes se estimaba cerca de una semana más de agua bebible en el área metropolitana, con este nuevo panorama, el pronóstico se extendería a dos semanas, agregaron las fuentes.

Por la magnitud de estas lluvias, casi no presentaron cambios las reservas de Paso Severino. El caudal ayer era de 1.117.482 m3 y el martes se ubicaba en 1.121.711 m3. Es decir, se utilizaron 4.229 m3 en 24 horas, cuando en estos últimos días se han tomado entre 80.000 m3 y unos 150.000 m3 para sumar a la demanda diaria para la zona metropolitana, ayer en 511.537 m3. La perspectiva podría cambiar aún más por el impacto de las tormentas que se pronosticaron desde ayer, con acumulados en la cuenca del Santa Lucía estimados entre 10 mm y 30 mm “puntualmente superiores”, informó Inumet. Consultada por El País, Lucía Chipponelli, coordinadora de pronóstico del tiempo y vigilancia meteorológica de Inumet, puntualizó que hasta el 15 de julio no se prevén otras lluvias en las inmediaciones que abastecen de agua a Montevideo y zonas aledañas.

Estos dos días de precipitaciones “no resuelven” la afectación de la histórica sequía y no representan ningún evento “fuera de lo común”, típico de invierno, dijo la meteoróloga. El mensaje del gobierno. En Torre Ejecutiva, a la salida del encuentro, Delgado busco transmitir “tranquilidad” a la población de que la calidad del agua “va a seguir” en estos niveles por los próximos días. Los valores máximos de sodio (440 miligramos por litro) y cloruros (720 mg/l) han estado por encima en los últimos días. “Los cambios que ha habido en la composición del agua han sido coyunturales y no implican la necesidad de modificar las recomendaciones a la población”, se indicó desde la Presidencia. Delgado agregó que esta agua, “apta para consumo humano, para cocinar y para higienizarse”, surge a partir de una mezcla “compleja y muy difícil” que lleva adelante OSE. En un contexto en que la reserva de Paso Severino permanece en mínimos históricos , el jerarca indicó que se toman a diario de allí 150.000 m3 -aunque se utilizó menos días atrás-, a lo que se suman 150.000 m3 del río Santa Lucía y unos 200.000 m3 de aguas abajo del embalse Belastiquí. El secretario de Presidencia, además, descartó el período “ventana” que anunció Lacalle Pou, en que el agua dejaría de ser bebible si no había lluvias. “Hoy no está arriba de la mesa” este escenario, aseguró, por los datos que tienen de la cuenca del Santa Lucía y porque “se está haciendo operativa la utilización de muchos embalses privados para poder verter en los afluentes del Santa Lucía y del San José”. Por otro lado, Delgado estimó que en unas dos semanas terminarán las obras en el departamento maragato que permitirán extraer agua del río San José hacia Belastiquí.

“Va a estar, según los informes de la OSE, prevista en los días que se dijo originalmente”, aseguró Delgado en alusión al plazo de 30 días que anunció Lacalle Pou el 19 de junio. Sin embargo, este plazo presenta complicaciones logísticas para que se cumpla en fecha. No por las tareas a nivel nacional, sino ante las dificultades vinculadas con la obtención de caños para transportar el agua, fabricados en Brasil y Argentina. Al cierre de esta edición, habían llegado unos dos de 13,5 kilómetros de ductos. Presidencia dijo que se están “facilitando todos los trámites de transporte internacional y de ingresos de los caños”. Delgado manifestó que los embajadores uruguayos en Brasil (Guillermo Valles) y Argentina (Carlos Enciso) están “permanentemente hablando con la empresa” que los fabrica.

“Hay un ingeniero en Brasil supervisando un mayor flujo de producción de los caños, y viendo stock de otros tipos para llegar en tiempo y forma”, agregó el jerarca.

Importan “millones” de litros de agua y descartan baja de presión

El secretario de Presidencia, Álvaro Delgado, dijo ayer que esta semana “se están importando varios millones de litros de agua”, que “seguramente estén operativas la semana que viene”. Recordó que el gobierno “facilitó” en mayo la importación de agua embotellada mediante un procedimiento simplificado y con la exoneración de tributos a la importación. Consultado sobre si se evaluó bajar la presión para reducir el consumo de agua, respondió: “No, no estuvo hoy arriba de la mesa”. El País, en tanto, constató la baja de presión de agua en los barrios Buceo y Parque Batlle. Por otro lado, Delgado también descartó que haya una modificación respecto a la tarifa de OSE, tras críticas desde el Frente Amplio y Cabildo Abierto. “Tampoco estuvo hoy este tema arriba de la mesa. Se habló sobre todo de asegurar el suministro de agua de esta calidad”, afirmó. El jerarca había dicho el 16 de mayo que se mantendría el suministro con estos valores. Poco después, OSE pidió al Ministerio de Salud Pública una suba de sodio y cloruros para mantener reservas, que no se concretó. https://www.elpais.com.uy/

DEJA UNA RESPUESTA