Buenos Aires impone sus condiciones a la hidrovía

0
167

El ministro de Transporte de la Nación, Mario Meoni, creó la Unidad Ejecutora Especial Temporaria “Canal Magdalena”, que lo asesorará para incorporar su eventual construcción. Se trata del dragado y balizamiento de un acceso alternativo para los ultramarinos desde el Río de la Plata hacia el canal navegable troncal de la Hidrovía Paraná-Paraguay. Sería un acceso distinto al del canal Punta Indio, más cercano por el Río de la Plata a la costa uruguaya y proveedor de tráfico marítimo tanto a los puertos de Buenos Aires y del litoral fluvial argentino, como al de Montevideo. Meoni -enrolado en la línea de Sergio Massa- fue cuestionado en las últimas horas por el senador nacional Jorge Taiana por “omitir” el canal Magdalena. La provincia de Buenos Aires viene ejerciendo además  fuertes presiones para mejorar las posiciones relativas de los puertos de Mar del Plata y La Plata.  Y en la disputa política, incluso, “sacarle” tráfico de contenedores a Buenos Aires. El puerto platense tiene su capacidad casi totalmente ociosa y en su entorno, el moyanismo busca reponer un centro multimodal de transporte como el que alguna vez tuvo en el puerto porteño, regulando controles técnicos y servicios -incluyendo sus costos- a los camioneros que allí operan. El tema no ha pasado desapercibido en Rosario ni en las entidades del agro. Es que el canal Magdalena -su proyecto no es nuevo- no está precisamente “aconsejado” por las líneas marítimas tanto de cargas generales como de granos. Pero además su costo podría terminar  prorrateado en el peaje del futuro contrato de concesión de la hidrovía Paraná-Paraguay.  Eso supone que mientras la Bolsa de Comercio de Rosario puja por bajar costos de logística para exportación, Buenos Aires podría añadirle sus cuentas a toda la cadena agroexportadora que sale por los estratégicos puertos del sur santafesino.  La puja multimillonaria que tensiona a las provincias y a los dadores de cargas, tiene ribetes internacionales con la vecina Uruguay. Buenos Aires agitó el tema de la “soberanía”; las cadenas económicos miran conveniencias que no siempre reconocen fronteras nacionales, y Uruguay (comparte costos en el canal Punta Indio) quedaría afectada por la decisión que se tome en la Argentina si la Casa Rosada deja de aportar al dragado en común.

Un nuevo organismo

La nueva unidad ejecutora creada por Meoni tendrá el cometido de asistir y asesorar en todo lo vinculado al llamado y tramitación hasta la djudicación y firma de contrato de la Licitación Pública Nacional e Internacional para la ejecución de las tareas de dragado de apertura, señalización y mantenimiento del sistema en el denominado Canal Magdalena, desde el par de Señales N° 22 (Km 143,900) del canal Punta Indio – zona denominada “El Codillo”, hasta la isobata que define los ONCE (11) metros de profundidad inicial. Realizará por sí o por terceros los estudios e informes necesarios para la confección del pliego licitatorio; además impulsará actividades entre las distintas jurisdicciones del Estado Nacional,  organismos provinciales, municipales y de la Ciudad de Buenos Aires, universidades nacionales u otras instituciones relacionadas con los distintos aspectos del proyecto. La resolución de Meoni prevé audiencias públicas hacia  un Proyecto Ejecutivo y la confección del pliego para el llamado a Licitación Pública Nacional e Internacional para el dragado de apertura, mantenimiento y señalización del denominado “Canal de Navegación Magdalena”, en el Río de la Plata, en base a la documentación, antecedentes, y estudios elaborados en el marco del proyecto. Puertos y Vías Navegables, la marina mercante, el propio ministerio y la Administración General de Puertos tendrán sillas en la mesa de la Unidad Ejecutora, que presidirá José Beni, gerente de la Administración General de puertos. https://www.ellitoral.com/

 

DEJA UNA RESPUESTA