Reunión clave en Argentina por dragado del Río Uruguay

1
93

Se quiere llegar a 10,3 metros de profundidad; un estudio hecho por técnicos y grupos empresariales de Argentina y Uruguay estableció que la obra cuesta unos US$ 100 millones. El 7 de diciembre de 2021, con la participación del presidente Lacalle Pou, se traspasó a Uruguay la presidencia pro tempore del Comité para el Desarrollo de la Cuenca del Río Uruguay (CCRU), para el período 2022-2023. En esa ocasión, el intendente de Río Negro, Omar Lafluf, asumió la titularidad del organismo y destacó la necesidad de mirar el Río Uruguay como un medio de desarrollo de los países. Además, se comprometió a trabajar para aumentar su dragado y reactivar los puertos. El Comité para el Desarrollo de la Cuenca del Río Uruguay es un espacio de coordinación de los gobiernos locales y subnacionales de la cuenca del río Uruguay. En la actualidad lo integran 20 intendencias, alcaldías y municipios situados en un radio de proximidad de 200 kilómetros del río. Este sábado se realizó en la ciudad de Concepción de Uruguay, Argentina, una reunión del Comité para el Desarrollo de la Cuenca del Río Uruguay presidida por Lafluf.

No fue un encuentro más. A la reunión especial asistió el gobernador y la vicegobernadora de Entre Ríos, Gustavo Bordet y Laura Stratta. entre otras autoridades argentinas. Uno de los temas centrales del debate fue la necesidad de dragar el Río Uruguay.

“Seguimos con la misma idea que venimos trabajando desde hace muchos años de poder llevar la profundidad del Río Uruguay en los puertos de Concepción, Paysandú y Fray Bentos a 34 pies (10,3 metros). O sea, la misma profundidad que tiene hoy Nueva Palmira”, explicó el intendente Lafluf a El País. Aumentar el calado del Río Uruguay es una antigua necesidad básica de la Hidrovía, que comienza en Brasil y finaliza en la desembocadura del Río Uruguay en el Río de la Plata. El 18 de septiembre de 2021, se realizó en Río Negro la primera audiencia pública en el marco del proyecto del dragado del río Uruguay. En esa ocasión, la Comisión Administradora del Río Uruguay (CARU), decidió profundizar la vía navegable entre 23 (7 metros) y 26 pies (7,9 metros). Pese a que ello resulta insuficiente para el puerto de Fray Bentos, mejoró las condiciones de otros puertos al norte, como los de Paysandú y Concepción del Uruguay, según informó el portal Mundo Marítimo.

El sábado 11, Lafluf fue terminante:“Ese dragado sirvió para muy poca cosa. Esa profundidad (7,9 metros) no permite que salgan barcos de Fray Bentos”, dijo Lafluf.

Y advirtió que, en un radio de 100 kilómetros de esa ciudad, se producen el 45% de los granos del país sin contar con las cargas de madera.

El intendente nacionalista insistió en que el puerto fraybentino precisa tener el mismo calado que Nueva Palmira (10,3 metros) y advirtió que en esa línea trabaja “hombro con hombro” con la gobernación de Entre Ríos. “Por lo tanto somos muy optimistas que esto se va lograr”, señaló el jefe comunal, ya que en el pasado Argentina se oponía invertir en un dragado en ese tramo del Río Uruguay.

Según supo El País, un estudio hecho por técnicos de distintas materias para la autoridad portuaria de Concepción del Uruguay y grupos empresariales de Argentina y Uruguay estableció que la obra cuesta unos US$ 100 millones.

Lafluf sostuvo que el gobernador de Entre Ríos “viene hablando” con integrantes del Poder Ejecutivo del vecino país para poder concretar la obra de dragado del Río Uruguay.

Y agregó que, a su vez, también dialogó con Presidencia de la República y con la Cancillería uruguaya para acelerar el proyecto. “El presidente de la República está al tanto de lo que estamos haciendo. La Administración Nacional de Puertos está trabajando permanentemente sobre ese tema”, afirmó el intendente de Río Negro.

-A principios de marzo de este año, Lacalle Pou anunció la voluntad de Uruguay de que el dragado del Río Uruguay llegara a 34 pies.

-El presidente Luis Lacalle Pou tiene una idea muy clara sobre el Río Uruguay. Debo decir que el presidente tiene una idea que es más ambiciosa que esto -el dragado entre Concepción, Paysandú y Río Negro- que es la Hidrovía del Río Uruguay. Esa iniciativa pretende que 800 kilómetros del Río Uruguay sea navegable hasta Brasil, baypaseando la represa de Salto Grande. Eso significaría hacer navegable la hidrovía desde su nacimiento en Brasil hasta su salida en el Río de la Plata. Es lo que hay que hacer.

-Otro tema que usted nos señaló recientemente es el problema de los camiones cargados que pasan por Fray Bentos en dirección a Montevideo. ¿Qué impacto producen esos camiones?

-Se dice que normalmente pasan entre 400 a 500 camiones por día pasan por Fray Bentos rumbo al Puerto de Montevideo. Provienen de Argentina, Chile, Paraguay y Bolivia.

-De ahí surge su proyecto de incentivar el puerto de Fray Bentos para que esa carga salga por ahí. ¿Es así.

-Creemos que acá tiene que estar Concepción del Uruguay porque estamos hablando de un río compartido. No podemos pretender dragar solo para Fray Bentos. Cuando se habla de la hidrovía del Río Uruguay, hay que pensar de Concepción hacia abajo.

-¿Por qué?

-Porque así se hace navegable la hidrovía, que nace en Brasil, y cuando llega a Fray Bentos se tranca. A menudo hablo de la necesidad de crear “corredores económicos logísticos”. Lo hago porque Fray Bentos es un punto estratégico. En el puente ocurre el mayor ingreso de personas a Uruguay (1.300.000) por año. Pasan entre 400 y 400 camiones por día. Tenemos un puerto libre, con el dragado que se tratará de hacer y una planta de silos de 30.000 toneladas de capacidad. Poseemos una zona franca que esta vacía y cuenta con 9.000 metros de galpones. Tenemos 300 hectáreas propiedad de la Intendencia de Fray Bentos y del Banco República, en un fideicomiso, en la zona de M’Bopicuá donde se iba a instalar la planta de Ence. Estamos trabajando con una consultoría del BID para instalar allí un parque industrial. Entonces somos (Río Negro) un nodo logístico y económico.

Un viejo anhelo de Lacalle Pou para el río

“Somos partidarios de hacer un esfuerzo binacional para concretar esta obra”, señaló el 24 de julio de 2020 el presidente Lacalle Pou en Paysandú, en referencia al proyecto para construir un bypass en el Río Uruguay, en conjunto con Argentina. El mandatario le presentó los detalles de los estudios a su par, Alberto Fernández. Consideró que, de ser factible la obra, significaría un antes y un después en el precio del transporte de mercaderías. “Uno de los objetivos de este gobierno es el desarrollo del Río Uruguay como vía navegable, dijo Lacalle Pou. Y agregó. “Uno de los proyectos que está en las primeras intenciones de nuestro gobierno es la hidrovía del Río Uruguay”, afirmó y recordó que en 2010 conoció los planes para realizar un bypass en Salto Grande y Salto Chico. En caso de concretarse, constituirá un antes y un después en el litoral del país. “Si se tiene igualdad de competencias, el litoral ha demostrado que le pone ganas, empeño, capacidad y esfuerzo al trabajo”, concluyó.

“Hay que estudiar viabilidad del dragado”

El expresidente de la Administración Nacional de Puertos (ANP) y especialista en derecho marítimo, Edison González Lapeyre, afirmó que si no hay una respuesta positiva de Argentina al dragado del Río Uruguay a 34 pies, la inversión la deberá hacer Uruguay. Y agregó que se debería hacer un estudio de viabilidad incluyendo el costo beneficio de la inversión a realizar. “Llevar el canal a la profundidad que pretende el Poder Ejecutivo (34 pies) que, incluso, implicaría ampliar el ancho de solera, va a tener un costo que estimo en US$ 120 millones más un mantenimiento de US$ 15 millones anuales”, dijo el experto en una carta enviada al semanario Búsqueda. “En mi opinión, este proyecto (el dragado del Río Uruguay) beneficia a Concepción del Uruguay que tiene las cargas. Fray Bentos por el momento no tiene suficientes cargas para justificar este emprendimiento (…)”, afirmó. Y expresó que, si Fray Bentos las tuviera, debería competir con Nueva Palmira. “Hay otras formas de promover el puerto de Fray Bentos invirtiendo mucho menos”.   https://www.elpais.com.uy/

1 COMENTARIO

  1. Hasta cuándo tendremos que soportar las opiniones de González Lapeire, sin duda, el presidente más inepto que ha tenido la ANP en todo el período democrático. Sabrá mucho de derecho internacional, pero de barcos mercantes y de fletes, claramente no entiende nada.

    A ver si le queda claro: LAS CARGAS NO APARECEN SI NO HAY INFRAESTRUCTURA!!!

DEJA UNA RESPUESTA