Intiman a Gas Sayago a demoler en 10 días todos los pilotes de la regasificadora

0
59

La ANP concluyó que Gas Sayago “no ha cumplido” con sus obligaciones contractuales y la intimó a que, en un plazo de diez días, destruya los pilotes que sobresalen de las aguas del Río de la Plata. Daniel Martínez y el exmilitante tupamaro Jorge Zabalza se encontraron en Santa Catalina. Zabalza le pasó un brazo por los hombros a Martínez y le dijo señalando el Río de la Plata: “Yo me levanto todas las mañanas y lo primero que veo es aquello allá”. Martínez, con un dejo de ingenuidad, le respondió: “Sí, qué hermosura”. A lo que Zabalza comentó: “150 millones de dólares enterrados”.  Es que Zabalza estaba apuntando con su dedo a la frustrada obra de la regasificadora, que se ve desde esa zona de Montevideo. “Ah, eso, sí, eso es verdad. Hay que aprender de los aciertos y de los errores”, replicó Martínez. Ahora la vista de Zabalza podría cambiar. La Administración Nacional de Puertos (ANP) intimó a Gas Sayago (empresa privada cuyos accionistas son UTE y Ancap) a que demuela los 71 pilotes (de los 650 que se iban a hincar para la construcción del puerto de la Regasificadora de Gas Sayago S.A) y todas las “construcciones existentes” de la fracasada obra.  El viernes 15, la ANP envió un telegrama donde intimaba a Gas Sayago a que, en un plazo de 10 días, debía cumplir con las obligaciones establecidas en la concesión de la zona marítima e instalaciones para el obrador bajo apercibimiento de rescindir el contrato sin derecho a indemnización.  El director blanco de ANP, Juan Curbelo, explicó a el País que a pedido del presidente de la institución, Alberto Díaz, el directorio intimó a Gas Sayago a la demolición de los pilotes y toda obra vinculada a la regasificadora. Esto fue aprobado por unanimidad, dijo Curbelo a El País. Una fuente vinculada al negocio señaló que el propio ministro de Transporte, Víctor Rossi, fue quien le pidió a Díaz que intimara a Gas Sayago a la demolición de todas las “construcciones existentes”. Ahora en pocos días, Gas Sayago deberá, de acuerdo a la intimación, hacer lo que no hizo en ocho años. Sin embargo, fuentes de Gas Sayago dijeron a El País que no entienden que están obligados a demoler los pilotes y que consideran que la resolución de la ANP no los intima a eso. Según Gas Sayago la intimación refiere a construcciones preexistentes a cuando la empresa comenzó la obra. Pese a ello, el diputado nacionalista Pablo Abdala dijo a El País que en una comisión parlamentaria el presidente de UTE Gonzalo Casaravilla afirmó que el ente había dispuesto en su balance US$ 8 millones para demoler los pilotes y todo vestigio o construcción del obrador de Gas Sayago. Abdala insistió en que lo único construido que tiene la regasificadora son los pilotes en el espejo de agua concedido por la ANP. Los 71 tubos tienen 50 metros de largo y 40 centímetros de diámetro y están enterrados en el fondo marino a unos 30 metros de profundidad, lo que se estima tendrá un costo millonario. La empresa Gas Sayago S.A. fue creada en 2011. Tenía como objetivo asumir la construcción de la terminal de regasificación en Puntas de Sayago. El telegrama es la consecuencia de una resolución del Directorio de la Administración de Puertos, fechada el 23 de octubre de 2019, donde analizó los “incumplimientos constatados” de Gas Sayago al contrato firmado entre ambas partes sobre la obra de la regasificadora. El Directorio de la ANP concluyó que “habiendo vencido con exceso los plazos” conviene “el interés de esta Administración” proceder a la rescisión del contrato con Gas Sayago “intimando previamente a la empresa” de UTE y Ancap.

Obra problemática.

La construcción de una regasificadora en Puntas de Sayago fue uno de los grandes proyectos del gobierno de José Mujica. Al caer el interés de Argentina, la obra quedó inconclusa y generó pérdidas millonarias para el Estado uruguayo. El diputado blanco Pablo Abdala, planteó en el Parlamento en 2018 que el proceso trunco de construcción de la megaobra comprometió recursos del Estado por US$ 177 millones. “Toda la obra de construcción de la regasificadora, iniciada en el período de gobierno anterior, fue un proceso escandaloso, muy opaco y carente de apego a los principios de buena administración. Generó un daño al Uruguay”, dijo el legislador nacionalista. El 26 de agosto de 2013, la Administración de Puertos aprobó la zona del Río de la Plata donde Gas Sayago debía construir y operar una terminal especializada en la recepción, almacenamiento y regasificación de gas natural. En un contrato firmado entre la Administración de Puertos y Gas Sayago, se establecen las bases de un acuerdo para la instalación de dicha terminal, así como las demás condiciones para sus operaciones. El proyecto se compone de la construcción de una terminal de almacenamiento y regasificación y sus servicios anexos, así como la edificación de muelles para el atraque de los barcos metaneros, depósitos flotantes y otros, construcción de escolleras, realización del dragado de la zona correspondiente para permitir la maniobra y atraque del buque, abriéndose un canal de conexión con el canal de acceso del puerto de Montevideo. Para ello, la ANP concedió a Gas Sayago un espejo de agua frente al Cerro de Montevideo en el Río de la Plata por un plazo de 30 años. En su resolución, la Administración de Puertos señala que Gas Sayago “no ha cumplido” con sus obligaciones con respecto a la construcción de una escollera con puestos de atraque para la planta regasificadora y que oficiaría de estructura de abrigo al proyecto de la ANP. También señala que Gas Sayago tampoco realizó las demoliciones de construcciones hoy existentes con “problemas estructurales” como ser edificio de cámaras, chimenea y alrededores; el cerramiento del recinto portuario en general y el dragado del área acuática en Dársena interna de la terminal montevideana. Finalmente, el Directorio de la Administración Nacional de Puertos resolvió “intimar” a la empresa Gas Sayago el cumplimiento de las obligaciones establecidas en el acuerdo de concesión de un espejo de agua en el Río de la Plata e instalaciones para obrador bajo apercibimiento de “rescindir el contrato” sin derecho a indemnización alguna. https://www.elpais.com.uy/

DEJA UNA RESPUESTA