El velero de López Mena amarrado en el muelle de la flota de guerra de Uruguay

0
604

En el puerto de Montevideo, en el muelle designado para buques de guerra de la Armada uruguaya, no deja de llamar la atención que una embarcación civil – el velero Doña Francisca – del naviero argentino Juan Carlos López Mena, propietario de Buquebus, se encuentre amarrado (amadrinado) a un barco de la flota de mar de la fuerza naval uruguaya. ¿Qué hace allí? No lo sabemos. Tampoco quien dio la autorización, si fue la Administración Nacional de Puertos (ANP) o la Armada Nacional. Estas instituciones deberán decirlo, de la misma forma en que se debe aclarar si paga por estar en ese lugar de privilegio, o si es una deferencia para el empresario argentino. El velero Doña Francisca es la embarcación más grande construida en carbono en el continente americano, según se informa y fue botado a mediados del año 2014 y es de fabricación uruguaya. La nave mide 52,55 metros de eslora (largo), 8,60 metros de manga (ancho), y tiene dos mástiles. “Doña Francisca” es para uso deportivo y de placer personal del naviero argentino, y su costo es de varios millones de dólares. www.icndiario.com

DEJA UNA RESPUESTA