Dragado del río Uruguay permitirá duplicar carga de buques y reducir costo de fletes

0
254

En el marco del 40.º aniversario de la Comisión Administradora del Rio Uruguay (CARU), el presidente del organismo binacional, Gastón Silbermann, afirmó que el dragado de esta vía fomentará el transporte fluvial y la reducción de costos por fletes, cuyos beneficios alcanzarán a la cadena logística integrada por productores, exportadores, transportistas y operadores portuarios de ambos países. Silbermann y el titular de la delegación argentina ante la CARU, Mauro Vazón, encabezaron este jueves 22, en la sede del organismo binacional, ubicada en la ciudad de Paysandú, el 40.º aniversario de esa institución. Anunciaron la culminación del dragado del río Uruguay e inauguraron la construcción de una sala multimodal. Asistieron también el embajador argentino, Mario Barletta, representantes y técnicos de ambas delegaciones, diplomáticos e integrantes de los gobiernos departamentales y provinciales de Paysandú y Entre Ríos, así como operadores privados. El proyecto encomendado a la CARU  por los países que la integran comprendió el dragado de apertura del curso fluvial limítrofe y prevé el posterior balizamiento y mantenimiento entre Nueva Palmira, puerto del departamento de Colonia, y Fray Bentos, a 23 pies (siete metros) de navegación, que obliga a remover hasta 25 pies de profundidad. La obra, adjudicada al grupo belga Jan De Nul, que ya finalizó, incluyó el canal de acceso al puerto argentino de Concepción del Uruguay y a los pasos ubicados entre Fray Bentos y Paysandú, a 17 pies (más de cinco metros) de navegación y 19 de profundidad. La empresa realizará el mantenimiento desde 2019 y por los próximos tres años. Ambas fases insumirán una inversión total, aportada en mitades por ambos países, de 40 millones de dólares. “El dragado y su posterior mantenimiento asegurado permitirán que se pueda navegar el río con buques de mayor porte en forma segura, lo que contribuirá a fomentar el transporte fluvial. Esto disminuirá el costo de los fletes para beneficio del comercio exterior e incentivará el turismo náutico, deportivo y recreativo”, analizó Silbermann en la ceremonia. “Los buques van a poder cargar casi el doble de lo que podían, dependiendo de la altura de la marea. Un buque de 30.000 toneladas (de capacidad), un granelero por ejemplo, si cargaba 11.000 toneladas, ahora podrá elevar ese volumen a 22.000 toneladas. El funcionario adelantó que la complementariedad entre los puertos de la región limítrofe se incrementará, en particular entre las terminales de Paysandú y Concepción del Uruguay, a las que se sumará Fray Bentos. “Aguardamos que el dragado multiplique el transporte fluvial. Apostamos a que esto se constituya en la hidrovía del río Uruguay”, confió. En estos momentos, el Servicio de Oceanografía, Hidrografía y Meteorología de la Armada de Uruguay y el Servicio de Balizamiento de su par de Argentina organizan la instalación de 120 nuevas boyas en los tramos dragados y la reposición de algunos artefactos lumínicos en el tramo del río comprendido entre Nueva Palmira y Paysandú. https://presidencia.gub.uy

DEJA UNA RESPUESTA